Consejo para ahorro energético con tus ventanas

La mejor manera de obtener un ahorro energético es a través de las ventanas, el hecho de poder cambiar las ventanas tradicionales por ventanas modernas que tengan mejores eficiencias energéticas; lo cual trae a demás de un ahorro energético significativo, una sensación de confort  bienestar para los integrantes del hogar.

El tipo de ventanas utilizado, influye directamente sobre la temperatura de todos los electrodomésticos dentro el hogar, al mismo tiempo que aporta un beneficio de claridad que ayuda ahorrar la energía eléctrica.

Además, el uso de la calefacción o del aire acondicionado va a depender en gran medida de la capacidad de aislamiento térmico que posean las ventanas del hogar; por esta razón esta es la forma más importante de ahorrar energía.

Existen michos tipos de ventanas, así como también el tipo de material de las cuales están fabricadas. La eficiencia de las ventanas, ayuda a evitar el escape o filtración de energía. Ayudando directamente a mejorar la eficiencia de energía eléctrica dentro del hogar.

Ventajas de las ventanas y el ahorro energético

  • Optimo factor solar: las ventanas correctas pueden ayudar a reducir costos en cuanto a sistemas de refrigeración en el hogar durante los mese más calurosos. Ya que si las ventanas instaladas, filtran la radiación solar, esto ayuda a mejorar el rendimiento de los equipos de refrigeración y reduce el uso de aire acondicionado. Las mejores ventanas modernas en la actualidad, logran reducir hasta un 47 % la radiación solar hacia el hogar.
  • Mayor confort: las ventanas amplias ofrecen una sensación de paz y confort dentro dl hogar ahorrando la energía eléctrica; además el uso de ventanas térmicas favorece bajar los costos en el uso de aire acondicionado. Sin tomar en cuenta que también, influyen en el ahorro de las facturas de electricidad.
  • Máximo ahorro de calefacción: en los mese de temperatura más baja, el uso de ventanas que no permitan la filtración de energía exterior; ayuda a mantener la energía dentro del hogar, logrando un menor uso de consumo en los sistemas de calefacción.
  • Aislamiento: las ventanas térmicas, ayudan a mejorar el aislamiento acústico dentro de las habitaciones.
  • Seguridad: existen ventanas aislantes de material resistente y de gran grosor. Lo cual ayuda a  mantener un hogar mas seguro de siniestros de vandalismos, entre otros al mismo tiempo que nos ahorra tiempo y dinero.

Tipos de ventanas para ahorro energético

En el momento de elegir qué tipo de ventana es mejor para ayudara al hogar y ayude a colaborar con el ahorro energético del hogar; lo más importante es analizar los tipos de cristales a utilizar. Esto va a depender, de diferentes factores como el costo, las propiedades y las ventajas de cada tipo de material.

Sin embargo, los aspectos fundamentales a la hora de escoger un tipo de ventana; son los siguientes:

  • Debe tener la función de ser un aislante térmico, al mismo tiempo que servir de aislante acústico.
  • Deben estar hechas de un material seguro y de confianza.
  • Y sobre todo, su composición debe respetar las condiciones ambientales.